Puno es una de las regiones sureñas más importantes de nuestro país. Luego de Cusco y Arequipa, es la ciudad que recibe más turistas extranjeros. Por esta razón, ha desarrollado un muy atractivo circuito turístico. La mayor cantidad de turistas llegan a la ciudad en la temporada de enero-febrero, época en que se realiza la Fiesta de la Virgen de la Candelaria, considerada la más grande manifestación, cultural, musical, dancística y religiosa del Perú y América. Además de presenciar esta impresionante festividad, los visitantes suelen visitar otros destinos populares, como la Basílica Catedral Menor de Puno y el famoso lago Titicaca.

Sin embargo, Puno ofrece otros destinos menos conocidos pero igual de fascinantes. En Civa Puno queremos dar a conocer estos cuatro destinos caletas.

1. Puerta de Vilcauta

En Vilcauta, a 69.5 km al sur de Puno, los visitantes pueden encontrar, entre verdes llanuras, una puerta que desprende magia y misticismo. Se trata de una gigantesca puerta labrada en roca de 7 metros de largo por 7 metros de alto, con dos pilares a cada lado, ambos tallados en bajo relieve. Al centro de esta enorme puerta, se encuentra otra de menor tamaño también tallada en bajo relieve. Según la leyenda, esta puerta es la entrada a otros mundos o dimensiones, en especial a una ciudad iluminada. Se dice que un sacerdote inca y hasta una banda de músicos la han atravesado para nunca más volver.

civa-puno-puerta-vilcauta

2. Inca Uyo

En el distrito de Chucuito a 18 km de Puno se encuentran los restos arqueológicos de Inca Uyo de origen inca. Este lugar forma parte de lo que fue un templo de dedicado a la fertilidad. En la actualidad, es un pequeño recinto rectangular de unos 200 metro cuadrados, bordeado por un muro de piedras labradas. Se distingue por poseer dos pequeños falos en la puerta de entrada como simulando dos vigías. En el interior, otras ochenta figuras similares se encuentran esparcidas por el lugar. Según la leyenda, las mujeres estériles asistían al templo para realizar un ritual y recobrar la fertilidad.

3. Balcón del Conde de Lemos

Se trata de una casona colonial ubicada en la intersección de la calle Conde de Lemos y la calle Deustua que es famosa por su balcón de madera construido a fines de la primera mitad del siglo XVII. Este balcón posee un gran valor histórico, pues alojó al virrey Pedro Fernández de Castro y Portugal, Conde de Lemos, vigésimo noveno virrey y vigésimo tercer Gobernador del Perú, cuando llegó a Puno el 03 de agosto de 1668. La casa y el balcón han sido declarados Patrimonio Cultural de la Nación

4. Museo Municipal Carlos Dreyer

Una casona que perteneció al pintor y coleccionista alemán Carlos Dreyer Spohr hoy se ha convertido en un museo que exhibe, en diversos salones, piezas de cerámica, orfebrería, textiles y esculturas líticas preíncas e incas. Destaca  la exhibición del Tesoro de Sillustani, integrado por alrededor de quinientas un piezas de oro. Además, se puede encontrar una colección de cuadros pintados por el propio Carlos Dreyer y otros artistas de la la corriente indigenista.

Museo-CarlosDreyer-civa-puno

CIVA Puno te invita a visitar estos destinos poco conocidos pero fascinantes. Si buscas pasajes a Puno, no dudes en comunicarte con nosotros.